31/10/10

La incesante creadora... y lo primero... su nombre




Mar Cantón.

Siento haber tardado un poco en ir a tu nueva casita... bueno, me refería al chalet con vistas a tu propio mar desde el acantilado.

Voy a conservar la dirección antigua, ¿eh? Tanto tiempo pasando a por tés de marmarina purpurina y dejando lunares a las peras que ahora no puedo quitarlo sin más ;) Llámame sentimental que ya te llevaré algún rollito de salmón.

Ya estáis tod@s visitando la nueva obra maestra de esta sirena incansable (...Lo primero es mi nombre...), que por más que el mar se le lleve algún castillo, ella vuelve a recoger arena, agua y estrellas de mar, en su justa proporción, y construirnos otros paraísos sensuales, creativos, mágicos y sobre todo, únicos.

Besos, linda

2 comentarios:

Mar Cantón dijo...

Besos y besos a ti, a raudales y raudales mi perita linda, yo tampoco quité mi antigua casita del camino, no, nooooo, mucha tela, mucha vida, muchos días y días de senderos unos floridos y otros áridos... No puedo, no.

Gracias por este reconocimiento, por hacerme este huequito tan lindo, hago lo que puedo bella, churritos de arena junto a la orilla de esos que dejas resbalar entre los dedos, que sí, que si viene una ola y los tumba, hago churritos de nuevo, cerca del mar, eso siempre :))) en cuanto me repongo...

Anoche me reí mucho, por primera vez (pégame cosqui virtuá si quieres) supe el por qué de tu nombre, jajajajajaja, qué bueno!!! Yo y mis despistes salinos...

Volveré con más brío que hoy estoy aburríadetópuntocom... Así como psé...

Un besazo bailarina purpurina, alegría de la huerta, rinconcito pa perderse...

Besos y abrazos de mareíta infinita!!!!

Mar!!!

Silvia dijo...

Está bien homenajear las antiguas y nuevas casitas, creo que forma parte de integrar cosas importantes de nosotr@s mism@s :)

Y en este caso era lo justo!!! :D

Queremos seguir viendo esos churritos de arena, aunque ya sabemos que viene la ola, te enreda un alga en la canilla... también hay puestas de sol, paseos sin descalzarse y hasta gaviotas alterando sus tradicionales hábitos alimenticios (¿?).

De cosqui nada... acuérdate cuando, tras meses de hablar contigo hay una pausa (y una mudanza, alego en mi defensa) y voy tan pancha y te llamo Marian (por lo de Ariam (que además quedaría Maira...). 1 - 1 jajajaja

Más besazos y paseos purpúreos, bien en tu mantita de lentitud, bien en mis paseos playeros (y mucho mucho Mar), bien en la confluencia entre ambos puntos.

;)